Covid-19. Cambiar de paradigma educativo

El COMIE y su papel en el conocimiento de los efectos del Covid-19 sobre la educación

La pandemia de Covid 19 nos tomó a todos por sorpresa. Nadie pudo prever con suficiente anticipación la magnitud de la enfermedad y, menos, las consecuencias económicas, políticas y sociales que tendría. Sin embargo, estoy convencido que los investigadores educativos asociados al COMIE harán contribuciones al conocimiento de los efectos de la contingencia sanitaria sobre la educación y a la generación de propuestas para enfrentar los retos que tenemos por delante. El COMIE está lejos de ser una organización homogénea, por el contrario, su fortaleza reside en la pluralidad de enfoques, metodologías y posiciones políticas. Nuestra mejor contribución al entendimiento de la pandemia y sus impactos no será tener una sola posición sino, por el contrario, muchas, para poder expresar la compleja y diversa realidad actual.

Centrarse en el currículo oficial es formalista e irrelevante

En el campo educativo, las respuestas de las autoridades han sido diversas en cada nivel. En algunos materiales provistos por la SEP, como los de Aprende en Casa, se incluyen de manera dispersa temas relacionados con el Covid-19, pero la nota común en el sistema es la tendencia a reproducir la práctica escolar a través de las tareas encomendadas a los alumnos previamente, los materiales en los sitios web y las clases en línea, con el fin de dar continuidad al currículo. Es decir, en general ha prevalecido una visión centrada en el currículo, con prácticas escolares comunes, modificadas por el uso de las tecnologías. El objetivo, loable pero intrascendente, ha sido “salvar” el año escolar, esto es, cubrir el programa.

La pretensión continuista, que está presente en todos los niveles educativos, desde la educación básica hasta el posgrado, ha aterrizado en terrenos enteramente nuevos tanto para el sistema educativo en su conjunto como para las maestras y maestros, las alumnas y alumnos, las madres y padres. El intento de convertir los hogares en escuelas pequeñas, las pantallas de las computadoras en replicadoras de la imagen de los profesores, los chats rooms en salones de clase y los padres de familia en docentes ha sido, por decir lo menos, bastante forzado y ha generado una enorme cantidad de problemas de difícil resolución. En ese contexto, las propuestas de las autoridades educativas han implicado cargas de trabajo y evaluaciones carentes de sentido ante la novedad, dimensión y complejidad de la situación generada por la pandemia. En un sentido diferente, no obstante, caminan las 10 sugerencias para la educación durante la emergencia por Covid 19, emitidas por Mejoredu el 13 de abril de 2020. Resta por saber el impacto que tendrán en la SEP y, sobre todo, los recursos que se destinarán para ponerlas en práctica.

La carencia de acceso a los recursos tecnológicos

Pero si para los alumnos y las familias de clases media o altas de las ciudades esto ha sido complicado –lo que ha causado que muchos estudiantes, aunque tengan acceso a internet, no se conecten ni realicen las actividades prescritas por las autoridades educativas o por los maestros en línea– más lo ha sido para quienes carecen de medios tecnológicos y de capital cultural. Sabemos que ya existían carencias y desigualdades enormes en cuanto los recursos tecnológicos de las escuelas de educación básica pues, de acuerdo con datos del INEE, solo cuatro de diez contaban con al menos una computadora y tres de cada diez tenían conexión de internet en 2016-2017. Esta situación, desde luego, es a su vez muy heterogénea dado que las escuelas indígenas, por ejemplo, tienden a tener mayores carencias.

Sin embargo, de poco sirve en estos momentos que las escuelas tengan computadora e internet pues el estudiantado debe permanecer en casa. No tenemos una estimación sobre la cantidad de estudiantes que carecen de estos recursos en sus casas, pero deben ser millones, probablemente la mayoría de los estudiantes del país. Con datos de INEGI se puede calcular que el 60% de los hogares mexicanos no tienen al menos una computadora y acceso a internet con ella. Ante este panorama, los esfuerzos de las autoridades educativas y de las instituciones, además de los problemas por el enfoque utilizado para remediar la falta de clases y dar continuidad al currículo, se topan con la brecha digital en el país. Los sectores con mayores carencias económicas y culturales de México serán quienes más perjudicados, en términos educativos, saldrán de la contingencia.

La propuesta de la SEP para la educación básica, centrada en el continuismo curricular, reproductor de prácticas educativas obsoletas que si son inoperantes en la escuela más lo son en el hogar, en un contexto de brechas digitales y exclusiones educativas, es a todas luces insuficiente e irrelevante. El impulso desde la SEP federal y las autoridades educativas estatales a la Estrategia de Educación a Distancia: transformación e innovación para México “Propuesta integral frente al COVID-19 generará diversas reacciones y efectos por ser gestionada a través de una plataforma que pertenece a Google pero, también, tenderá a reproducir las desventajas de la brecha digital. Para que la brecha se reduzca y, con ello, los efectos potencialmente igualadores de la educación digital se produzcan, antes tendrían que equiparse millones de hogares con computadoras e internet. Esa perspectiva no se vislumbra en el horizonte pues los recortes al gasto federal son mayúsculos.

De todas maneras, aún bajo el supuesto de un acceso repentino y masivo a computadoras e internet, se requiere en breve tiempo una “reconversión” de los maestros para que acepten trabajar en un medio que les es, si no desconocido, al menos bastante ajeno, y una producción de materiales y contenidos novedosos, bajo una perspectiva enteramente diferente a la que predomina, es decir, una perspectiva que ponga en el centro de las actividades, conocimientos y reflexiones lo que nos está ocurriendo en esta época de pandemia.

Los efectos de la pandemia sobre nuestras vidas

La pandemia tiene una gran cantidad de aspectos que afectan nuestras vidas diarias. La más evidente es la ruptura de las rutinas laborales y escolares, y de los vínculos sociales que los espacios de trabajo y educación propician día a día. El confinamiento mismo produce situaciones desconocidas que consumen nuestras reservas psicológicas, nuestra capacidad de tolerancia y la paciencia. Si los hogares son de tamaño reducido, la convivencia en condiciones de hacinamiento o estrechez física puede generar situaciones conflictivas en el hogar. La distribución familiar de las tareas hogareñas debería modificarse hacia cargas equitativas, pero en muchos hogares la presión se concentra en las mujeres, en un ciclo que reproduce el machismo. Diversos medios han advertido el incremento de la violencia familiar, con graves consecuencias sobre todo para las mujeres. La percepción del tiempo se ha modificado y los patrones de sueño y vigilia se han modificado para muchas personas, algunas incluso han desarrollados trastornos del sueño. La enfermedad y su estela de muerte ante un sistema de salud con enormes carencias refuerza el miedo, la incertidumbre, la rabia, el dolor, la angustia, el desasosiego y la indignación entre miles de personas que quisieran ver respuestas oportunas y eficaces del gobierno. La depresión económica, la pérdida de empleos y los recortes en diversas esferas del gasto público contribuyen a la desazón que experimentan muchas personas. Estas situaciones son aún más complicadas en hogares con familiares que requieren cuidados especiales y con personas afectadas por el Covid 19.

La pandemia como nuestro objeto de conocimiento y material educativo

La comprensión de la enfermedad, su comportamiento pandémico y sus consecuencias en prácticamente todas las esferas de la vida no es sencilla; el procesamiento de la información que proviene de diversas fuentes, muchas de ellas de pésima calidad, es un desafío diario; la credibilidad de las autoridades sanitarias no es tan extensa como debiera; los llamados a extremar precauciones son interpretados de diversas maneras, algunas muy poco efectivas. Se trata de un fenómeno que irrumpió en nuestras vidas de manera abrupta y, por lo mismo, se requiere entenderlo como nuestro objeto de conocimiento y nuestro material educativo. En torno al Covid 19 hay temas biológicos, médicos, psicológicos, históricos, sociológicos, demográficos, políticos, culturales y económicos que podrían introducirse para comprender creativamente el momento que nos ha tocada vivir. Ante la emergencia, pensar en el currículo oficial es superfluo, se precisa de un cambio fundamental: estudiar para comprender los fenómenos de la vida que nos rodea y ser capaces de actuar sobre ellos, sabernos conducir cuidándonos a nosotros mismos y a los demás. Se requiere una pedagogía solidaria o, como lo dijo Sebastián Plá, una pedagogía de la emergencia, una pedagogía pública. En estos momentos, cobra también importancia la revaloración de los enfoques sobre educación a lo largo de la vida, concebida no solo como acciones organizadas y financiadas para atender poblaciones que están fuera de los sistemas escolarizados, sino como enfoques que preparen a los estudiantes para la vida actual y futura.

Esa forma de asumir los retos educativos exige el uso simultáneo de todos los medios disponibles: internet, TV y radio. Pero también la producción de materiales impresos a ser distribuidos masivamente en los hogares que no cuentan con conectividad ni con libros. Aquí hay una gran oportunidad de innovar y convocar a autores, generar nuevos contenidos, proponer actividades creativas, lúdicas, interesantes y relevantes, que doten de sentido no solo el acto de estudiar sino de comprensión del fenómeno multidimensional que estamos viviendo. No debemos perder de vista que los estudiantes de hoy quedarán profundamente marcados por la pandemia y eso puede constituir una fuerza para cambiar paradigmas educativos: genera placer por el estudio a partir de su importancia para conocer, comprender y actuar sobre las circunstancias.

Ejercer una crítica hacia el paradigma educativo dominante y avanzar hacia uno nuevo

Debemos asumir que la recuperación de la normalidad educativa no será rápida, acaso tampoco volvamos a la normalidad acostumbrada. Muchas cosas cambiarán. Pero se requiere definir el rumbo de los cambios. Los recortes del gasto federal y el horizonte recesivo que tenemos a la puerta harán que los recursos sean cada vez más escasos. La educación no parece ser una prioridad. Los grandes proyectos de infraestructura y el sistema de salud tenderán a concentrar las prioridades financieras. Los primeros son muy debatibles, lo segundo no. El caso es que el sistema educativo tendrá que ejercer presión para competir por ellos. El panorama puede complicarse si amplias franjas de las clases medias que usualmente acuden a la educación privada dejan de hacerlo y generan una demanda adicional para el sector público.

La pandemia de Covid 19 genera una oportunidad inédita: ejercer una crítica profunda a la escuela, a la noción actual de currículo y a las formas predominantes de la práctica docente, y, con ello, avanzar hacia modelos educativos cuya preocupación central sea formar personas para la vida, sobre bases solidarias. Es necesario, pero insuficiente, el postulado de desarrollar sistemas educativos abiertos y flexibles, que hagan uso de la educación a distancia y se basen en las tecnologías digitales. Es el momento de abandonar un paradigma educativo propedéutico, que se organiza desde temprano con el horizonte de formar profesionistas o científicos. Lo más relevante será cambiar de paradigmas educativos: una educación menos académica, menos centrada en las disciplinas, y más práctica, mas orientada hacia la comprensión del mundo que nos rodea, bajo una perspectiva de resolución de necesidades y problemas de la vida social, política, económica y del ambiente natural.

Compartir esta entrada:

61 Comments

  1. Aunado, habría que rescatar otros autores, como Paula Sibilia, que ya advertían de éstos cambios de paradigmas. Es un gran texto que invita, sin duda, a la ulterior reflexión, bueno a los que nos dedicarnos a dar clases presenciales.

    1. Me pudieras sugerir algún artículo o publicación de ella que me pudiera servir como referente en una investigación que estoy realizando sobre este tema

  2. Coincido con las ideas que se exponen en el artículo. Llevaba ya varios días pensando en esto y, aunque soy educadora desde hace algunos años, no podría decir con claridad lo que es la educación. De lo que sí estoy segura, sin embargo, es de que hay una diferencia importante entre escolarización y educación que no se está tomando en cuenta. Además, considero que el ideal de persona educada sí debe estar relacionada con un contexto determinado, de manera que en tiempos de crisis se vuelve fundamental repensar la educación.

  3. Excelente análisis sobre el currículo.
    En mí iniciaba un interés por el impacto de este confinamiento tanto en lo emocional como lo pedagógico y con este texto puedo precisar más algunas temáticas para investigar.

      1. sabemos que la contingencia nos tomo por sorpresa y nos dio un cambio radical a los estilos de vida
        y ha afectado a muchos sectores en especial al sector educativo por que desafortunadamente en el
        país no contamos con los recursos necesarios para continuar los estudios desde casa y lo único
        que nos ha quedado mas claro es la desigualdad social en la que vivimos no todos contamos con la oportunidad.
        pero sabemos que cada uno de los docentes busco nuevas estrategias para el desarrollar el aprendizaje
        de cada uno de sus alumnos y saben que se ha vuelto una necesidad de conocer y utilizar nuevas formas
        de intervenciones apoyando la tecnología y plataformas ya que ellos toman en cuenta cada característica
        del contexto y del grupo .
        la situación obliga a ser mas autónomos y autodidactas,en donde se transmiten al alumno ,quien ahora es el único
        responsable del empeño al buscar nuevas formas de aprender ,tener iniciativa y curiosidad para investigar ,organizar
        los tiempos para llevarlo a cabo.
        debemos de tratar principalmente de un trabajo en el conjunto de docentes y los padres de familia y alumnos
        mas que renegar de la dificultad a loa necesidad que esto conlleva a que cambien los estilos de crianza y seamos mas positivos
        esto claro que después de esto no sera los mismo pero debe ser mejor,seamos empaticos con los demás trabajemos en colaboración y tendremos una mejor visión sobre la educación ,valoremos la escuela y cada uno de los docentes
        porque la tecnología nunca podrá remplazarlos.

      2. Ningún sistema educativo del mundo estaba preparado para la pandemia que estamos viviendo. La necesidad imperiosa de cerrar masivamente planteles escolares y de transitar a diversas modalidades de educación a distancia a fin de contener la propagación del virus nos tomó a todos por sorpresa. Encima, tuvimos que apagar la luz en las escuelas y enviar a niños y jóvenes a sus casas prácticamente de un día para el otro. Una disrupción mayúscula, anidada, por lo demás, dentro de otras muchas disrupciones sociales gigantescas. Como en tantos otros ámbitos de la vida social, en lo educativo, la crisis sanitaria global está desnudando nuestras fragilidades y nuestras profundas desigualdades. Hago votos para que esta crisis también nos permita activar nuestras fortalezas y convocar toda la creatividad, el conocimiento y la solidaridad requeridos para remontarla al menor costo humano y económico posible. Los desafíos que le plantea al sistema educativo mexicano el Covid-19 son múltiples y son enormes. Los más grandes y urgentes son, evidentemente, los que conciernen a las poblaciones más vulnerables. Destacan muy especialmente, los retos vinculados a minimizar el daño que el cierre de los centros escolares conlleva para las niñas y los niños, particularmente (aunque no solo) para aquellos ubicados en los sectores sociales con mayores carencias. La escuela, como está resultando aparatosamente visible estos días, no sólo se ocupa de impartir o promover aprendizajes. También y antes que nada, la escuela les ofrece a millones de niños y niñas alimentación, así como un conjunto de horas en un espacio seguro que contribuye a organizar y estructurar la vida regular de las familias. Los costos más importantes que plantea el cierre de planteles escolares para amplísimos segmentos de la población mexicana son dos. Primero, la interrupción del acceso al desayuno escolar mismo que, para millones de niños, constituye el único o el más importante alimento del día. Segundo, la suspensión de clases y la transición a ‘la escuela en casa’ en el contexto del distanciamiento social y la contracción económica, está imponiéndole a las familias –en especial, a las madres– nuevas tareas y mayores restricciones temporales para hacerle frente a sus ineludibles obligaciones laborales. Esto último, muy probablemente, está tensando ya y seguramente irá tensando cada vez más la convivencia al interior de los hogares abriendo, con ello, espacios crecientes para la violencia doméstica en contra de las mujeres, los niños y los jóvenes. Se tiene que ver cómo diseñar e instrumentar acciones de emergencia para buscar evitar que el cierre de escuelas termine contribuyendo a una escalada de violencia –de por sí alta y muy extendida– al interior de los hogares mexicanos. Para este tema no hay un ‘bala mágica’ capaz, a través de una sola medida, de resolver el problema. Habrá que generar paquetes de acciones y recursos, tanto gubernamentales como sociales.

  4. La pandemia de corona virus ha ocasionado una brecha importante entre lo desconocido y lo que nosotros quisiéramos que sea. En virus no llega por capricho y se ignora cómo desaparecerlo. No anda por los aires tocando puerta y no existe un tratamiento médico que garantice su desaparición. No podemos hacer milagros si desconocemos cómo combatirlo. La población más expuesta son los de la tercera edad,y las cifras van en aumento.

  5. Coincido totalmente con el escrito, publiqué en mi fb en días pasados la importancia de centrarse en un currículo con textual izado, no con el rigor científico de la escuela porque los estudiantes están en el hogar, realmente las condiciones no son las mejores para el aprendizaje óptimo. Es momento de desarrollar habilidades socio emocionales al estar en confinamiento y rediseñar la estrategia docente ante las situaciones de vida de problemas reales. Dos meses sin asistir a la escuela no harán ser mal estudiante o tener un retraso, la escuela formal no puede ser sustituida por el hogar.

  6. Muy buena reflexión, la pandemia ha movido los cimientos de una sociedad que no estaba preparada para responder a una educación fuera de los muros de la escuela y con la evidencia de la inequidad en nuestro sistema educativo. Es tiempo de generar propuestas y acciones ante la experiencia vivida, porque de nada servirán tantas horas de televisión, de computadora, de ejercicios y tareas que solo reprodujeron la evidencia de no saber distinguir qué es lo imprescindible que deben aprender los alumnos ante lo están viviendo. Habría que considerar también, lo que pensamos los profesores.

  7. Primeramente excelente reflexión. Es necesario visualizar estrategias de trabajo dando énfasis a la tecnología, y así poco a poco se empezará a dar un cambio, a partir de esta lamentable experiencia que vivimos como humanidad.

  8. Excelente, me uno a esta *Moderna, e inclusiva real reforma educativa* que rompe todos los paradigmas e incluye toda la sociedad en su contexto.
    Me interesa sobre manera firmar parte de esta evolución, en buen de todos y todas.

    1. Hola lo primero que harán es retirar a los maestros de las aulas y de nóminas. Pues una sola persona atraerá la atención de 100000 al mismo tiempo en los webinar. Pensemos mejor cuál es el verdadero fondo de ésto. Que casualidades que Google educación gratis el acompañamiento a todos los niveles educativos que raro

  9. Esta situación que estamos viviendo no es causada por el gobierno de México , ni por éste ni por ningún otro!! Y con estos comentarios tendenciosos y sin fundamentos no es como podemos ayudar a nuestro país a mejorar!! La pandemia va a pasar y lo que tenemos que hacer es adaptarnos, hacer cambios radicales de nuestra mentalidad y tratar de pensar no sólo en nuestro beneficio sino en el de los demás y no dejárselo únicamente al gobierno, estamos muy mal acostumbrados a esperar que nos den o nos hagan, pero nosotros qué estamos haciendo? El sistema educativo está mal desde hace muchos años, cientos de años y hasta ahora nos venimos a dar cuenta? Qué raro!!! Hay que dejar trabajar al gobierno y pedirle y exigirle que haga bien su trabajo, esa debe ser nuestra función como ciudadanos, pero hay que estar unidos y no sólo pensar en lo que a mí me beneficia, es necesario pensar en lo que nos beneficie como sociedad, como país y no estar criticando todo sólo porque a mi me conviene!!! Falta mucha conciencia cívica y moral!! En otros países se ayudan y ven por el bienestar de todos, sería mejor copiar las cosas buenas de ellos. Triste pero tenemos éstos gobiernos por nuestra culpa.

  10. Buenos días, efectivamente no es atender la educación solo por la necesidad, es más que eso. Existe una preocupación más relevante y está es la economía y la salud. Gracias por tan excelente ensayo.

  11. Totalmente de acuerdo… Invita a la reflexión y búsqueda de un nuevo paradigma educativo… Mi pregunta sería… Dónde y cómo empezar? Cómo docente me enfrentó a una realidad que no quería ver… Gracias.

  12. No me gusta tanto lo de centrado en la práctica si bien creo es necesaria, se toma como desprecio de la teoría. Las disciplinas son base, la inter, multi y pluri disciplinas requieren de ellas. No las podemos prescindir

  13. El sistema educativo ya caduco. Todo apunta a estas últimas ideas que menciona el texto. Comprensión, resolución, toma de decisiones asertivas y el desarrollo de habilidades socioemocionales, la autogestión académica, la autonomía, la libertad y la felicidad. Ciudadanos participativos. Docentes investigadores de la realidad y su práctica.

  14. Muy claras y precisas tus consideraciones y convocatoria. La pandemia ha puesto de relieve posturas que ya veníamos asumiendo de años atrás en los trabajos de Investigación en el DIE, poniendo el ángulo de la mirada en la vida cotidiana, sus prácticas y habituaciones como aspectos a ser analizados para advertir sus composiciones complejas e inducir intervenciones educativas en un horizonte de cambio. Lamentablemente como adviertes, situar sólo lo educativo en la prescripción curricular ha eclipsado con los discursos conceptuales y prácticos sobre la escolaridad como lugar hegemónico y han dejado fuera otras lógicas discursivas que hoy toman vigencia y se actualizan ante la crisis que atravesamos. Estamos exigidos a cambiar, deseo que así sea. Un abrazo.

  15. En realidad, desde cualquier perspectiva, el Covid-19, incluyendo la educativa, aceleró fenomenos sociales, que ya se veian venir, la eduacacion flexible y a distancia, cambio de paradigma(en el sentido estrictamente Khuniano), sólo cuestion de tiempo por lo menos en México, PORQUE varios paises entraron en proceso gradual y lento de canbio de enseñanza. Inclusive las universidades más prestigiosas y rankeadad en las 10 mejores) a principios del 2000 iniciaron estudios de pisgrado en linea de maneta paulatina.
    La estrategia de politoca educatvia debe ser inter y multidisciplinar, ya no le compete unicamente a los profesionales de la educacion. El signo de los tiempos lo exige una vision mas compleja una co-organizacion de los procesos educativos.

  16. Excelente artículo para lo que ya muchos sabemos, “el que” pero que se quedó corto en lo que muchos desconocemos, “el como”

  17. Sin duda la Educación en México se requiere cambios drasticos en la metodología docente, estilos de enseñanza, así como mayor infraestructura para colocar la autonomia curricular al nivel de las nuevas técnologias, como modificar los aprendizajes claves y esperados, especificamente en aprendizajes para la vida, la inteligencia emocional y mucho mas….Y lo mejor actualización no solo del profesorado…si no de proporcionar los recursos tecnológicos a alumnos y profesorado. Además de proporcionar internet gratis no solo fuera de las escuelas, sino invertir en una infraestructura y plataforma de SEP por…CCT…Se vale soñar

  18. Una educación más práctica y menos académica, estoy de acuerdo. Pero está práctica es para los autodidactas, entonces tendríamos que pensar en qué pasa con la escuela, ¿es necesario un nuevo concepto de escuela, es necesario otro formato? Cuál es el nuevo papel del docente y algo muy importante y que no se toca en estas discusiones ni en las de gobierno, ¿cuál es la verdadera responsabilidad de los padres en la educación de sus hijos?

  19. Observo una confusión didáctica y curricular sobre esa cuestión de cambios de paradigmas; no son excluyentes. En la historia curricular de los planes de estudio en México, se pueden detectar esfuerzos por buscar que la formación para la vida se logre desde bases disciplinarias y académicas. Se requiere mayor deliberación sobre estos dilemas.

  20. Desde mi opinión y experiencia ,ahorita la moda es coronavirus, en el 2017 el temblor, antes la influenza. A la educación le acomoda lo que acontece. Una realidad es que los alumnos ( no en todos los casos) aprenderan, compartiran, experimentaran nuevos aprendizajes en casa; convivencia familiar, conunicacion, compartir etc. Etc. Pero una realidad es que habra un rezago educativo en otras areas de desarrollo. Si lo vemos desde el punto humano lo que importa es precisamente la humanidad, el Planeta, la solidaridad. Pero al regresar a las aulas… Encintraremos marcadas deficiencias. Soy partidaria de que debe haber un equilibrio
    De sobra conocemos las problemáticas.

  21. Efectivamente la situación por la emergencia sanitaria saca a flote la Inequidad social y en este caso educativa.
    La necesidad de una política por la Equidad. Además de una construcción colectiva de propuestas pedagógicas, no nuevas en sus planteamientos (tofo el movimiento de la Escuela Nueva o Activa) que ponen el acento en desarrollar habilidades y actitudes para la autonomía (proyectos, talleres, rincones), donde los contenidos son un medio.
    Un repositorio de recursos sería útil también.

  22. Comparto estos planteamientos, aprovechemos es nuestra oportunidad de generar nuevas pedagogías del conocimiento, crear innovadores ambientes y escenarios de aprendizaje, bajo propuestas como producto de la discusión de la academia, tenemos mucho que aportar como docentes/investigadores colocarnos desde la pedagogía del riesgo y potenciar esta pedagogía de la emergencia, desde la epistemología del presente potencial (Hugo Zemelman) y de la teoría de la complejidad (Edgar Morín).
    Un abrazo desde la UPN, Unidad 152, Atizapán
    Sede Regional Nezahualcóyotl, Estado de México.

  23. Es nuestra oportunidad de generar nuevas pedagogías del conocimiento, construyamos propuestas innovadores como producto del debate desde nuestra academia, poner en práctica una pedagogía del riesgo, sustentadas desde una epistemología del presente potencial (Hugo Zemelman) y desde la teoría de la complejidad (Edgar Morín), con un enfoque de la competencia global.
    Saludos desde la UPN Unidad 152, Atizapán,
    Sede Regional Nezahualcóyotl, Estado de México

  24. Se olvida empezar por enfrentar la falta de recursos económicos y de empleo, que padecen millones de hogares. Si no hay alimento y empleo laboral, para obtenerlo, las cuestiones de educación, pasan a segundo término.

  25. El diseño curricular incluye el diagnóstico y análisis del proyecto educativo que pretendes socializar, dicho análisis comprende hacer una revisión de los factores interno y externos que hacen parte del entorno de la comunidad educativa. Los diseños curriculares actuales no tomaron en cuenta un escenario como el actual, por tal razón, son obsoletos debido a que su análisis interno y externo no contempló una pandemia que afectaría el ámbito educativo. Considero que la situación actual nos permitirá generar un nuevo paradigma que aborde el problema actual, mientras tanto, un enfoque siento que nos dirigimos hacia un enfoque híbrido, en el que lo presencial y lo virtual deben converger y permitir la posibilidad de crear un espacio mixto para llevar a cabo el proceso de enseñanza aprendizaje.

  26. Sin duda alguna la pandemia nos ha obligado a dar un giro de 180° en los procesos de enseñanza aprendizaje. Pero lo preocupante no es cuantos se conectan a una clase, lo que realmente es alarmante es ese 60% de la población que no cuenta con una computadora o Internet en casa y que por no contar una simple herramienta entonces se están privando del conocimiento que pudieran desarrollar en una clase. Y es donde pregunto ¿Que fue de la educación laica y gratuita?.

  27. Es una excelente reflecion acerca de este nuevo método de enseñanza, para los que no damos clases virtuales, tenemos que adaptarnos a nuevas experiencias.

  28. El sistema educativo ha brindado estrategias con la finalidad de seguir adelante con el ciclo escolar, me parece excelente que hayan tomado medidas por la contingencia del Covid-19, a todo nos tomó por sorpresa y nos ha afectado en diversos aspectos. A pesar de ello, se ha implementado la modalidad de clase en línea a través de la computadora, TV, radio e incluso en zonas rurales que carecen de los medios tecnológicos, se les ha enviado cuadernos de trabajo.
    Esta situación no solamente depende de los maestros, sino también de los propios alumnos que se interesen en seguir aprendiendo con esta nueva modalidad, existen alumnos que teniendo todos los medios tecnológicos no acceden a sus clases y otros que por la necesidad no pueden acceder, recordemos que esto es un trabajo en equipo. Es importante que se realice una reconversión de los planes y programas, en el que el alumno estudie para comprender los diversos tipos de fenómenos que se afrontan, saber actuar y aprender a cuidarse a uno mismo y a los demás, trabajar en lo psicológico y emocional. El que no haya un contacto físico de maestro- alumno, no impide innovar. Se podría considerar como una oportunidad en que el docente innove, se capacite y genere a los estudiantes un placer por el estudio. El docente deberá realizar contenidos novedosos en la que sus actividades estén centradas en la reflexión, conocimiento y el saber actuar ante esta pandemia.

  29. En estos momentos de contingencia es importante la educación en casa ya que la SEP nos ayuda a que los niños puedan seguir estudiando y aprendiendo; de igual manera la pandemia a sorprendido a la sociedad ya que no estábamos preparados para una educación en casa y que la mayoría de las personas no cuentan con Internet o otro recurso que necesitan para aprender nuestros pequeños.

  30. La pandemia del covid-19 ha generado grandes cambios en el sector educativo ya que cada uno de los agentes educativos (docentes, alumnos y padres de familia) han tenido que adaptarse a esta nueva forma de enseñanza-aprendizaje. El reto de los docentes es aprender de manera inmediata sobre los medios tecnológicos para impartir la clase a distancia, el reto del alumno es adaptarse a esta nueva forma de aprendizaje con ciertos límites y desafíos como puede ser la falta de socialización y por el ultimo el reto de los padres de familia ha sido ejercer el papel de educador y formador de sus hijos, modificando su estilo de vida y adaptándose a lo que el sistema educativo solicita.
    De manera general, la sociedad está viviendo un acontecimiento histórico que va a marcar sus vidas de manera permanente y esto provocara que se dé un cambio en todos los aspectos como pueden ser: sociales, económicos, políticos e incluso ideológicos. Es importante que en estos tiempos las personas sean capaces de reflexionar y analizar todo lo positivo y negativo para mejorar a futuro.

  31. La pandemia del Covid-19 ha generado mucha controversia en la sociedad, como también la inestabilidad de la sociedad en distintos ámbitos que se encuentran en la vida diaria del individuo, tal es el caso como la economía, el desempleo injustificado y el bajo rendimiento en el sistema educativo.
    Por lo tanto, hablando del ámbito educativo es que ha sufrido un desequilibrio, porque no habido un desarrollo correcto para que se alcance las competencias que se determinaron desde el comienzo del ciclo escolar presente, así mismo se ha presenciado un gran retroceso en la educación en distintos niveles educativos, como también un bajo rendimiento académico en distintas áreas educativas, tal es el caso que hay un gran numero de estudiantes que están aborde a que se encuentren en un rezago.
    Es por eso que la SEP propuso un material de apoyo para que los niños “Aprendan en casa”, en el que aquel programa pretende que los estudiantes realicen y tomen el programa propuesto para “Salva” el ciclo escolar, claro está que la mayoría de los estudiantes del nivel básico no realizan adecuadamente lo que el programa propone, ya que suelen ser un poco comprensibles para obtener un aprendizaje; por lo consiguiente los niveles mas avanzados se ha propuesto un programa de clases en línea, pero la realizada es que no todos tienen los recursos para llevar a cabo y seguimientos a sus estudios en línea, es por ello que el sistema educativo y las políticas deben de concientizar las situaciones de todos los individuos y no porque la mayoría lo tenga ya significa que los demás tienen los mismos recursos.

  32. La salud es uno de los conceptos que, apuesto en la actualidad a la sociedad a tomar con mayor responsabilidad, por las diferentes situaciones que se han presentado últimamente, enfrentamos problemas en donde se ven involucrados diversos factores entre ellos, la economía, lo político y sobre todo lo educativo. El relacionar todo este tema lleva a una gama amplia en la que se ve involucrado todo tipo de acontecimientos, nos encontramos varados y tomando consciencia de como una enfermada puede paralizar nuestra vida en un segundo, la inestabilidad de la salud no solo afecta de forma física, sino que también, de forma emocional. Los Maestros nos enfrentamos a retos que no son comunes, el llevar a acabo el proyecto aprender en casa es sin duda alguna algo a lo que nos estamos adaptando, las clases en nivel medio superior y superior en su mayoría han tenido buenos resultados, para la educación básica la secretaria de educación publica (SEP) buenos diferentes estrategias como son clases por tele y radio, por medio de las redes sociales, cada uno de los maestros busco la manera de sus alumnos logren tener una educación adecuada.

  33. El coronavirus está cambiando instantáneamente la forma en que se imparte la educación ya que la escuela y el hogar, ahora se convierten en un mismo lugar. Hoy en día muchos niños y jóvenes se han visto afectados al tener que enfrentarse a la pandemia global que nos ha sacudido este año. Por lo tanto, la SEP se encargo de diseñar un plan de estudio alterno donde las clases se transmiten por televisión o en una plataforma digital en las que se presentan los contendidos de las materias por grado, entonces tanto como padres de familias y alumnos deben organizarse para seguir con las clases. Estamos ante un desafío sin precedentes. Pero este desafío requiere el desarrollo de nuevas habilidades, además de adaptación y experimentación constante para cumplir con los objetivos de los estudiantes. Aunque para otros les resulta ser una complicación incómoda, porque hay familias de bajos ingresos, y llevar la escuela a la casa significa enfrentarse a no poder ofrecer tecnología o conectividad necesarias para el aprendizaje online

  34. Muy buena reflexión, en estos tiempos de pandemia para todo mundo ha sido un giro enorme, ya sea en la educación, en lo económico, en lo social etc… como nos platica el autor en el reporte, ha sido muchos cambios en la educación ahora se hace las tareas en casa, los padres de familia tiene que estar más atentos en sus hijos y por una parte eso está bien ya que así se relacionan mas con ellos y conviven más, pero en el caso de la tecnología en algunos lugares no hay internet no tienen las misma oportunidades como las tienen otras, y eso puede llegar a causar que el niño no cumpla con sus tareas y le afecte en su calificación, como bien sabemos esto puede durar más meses dependiendo de nosotros es por eso que debemos de cuidarnos y hacer caso a las prevenciones para que todo buena a la normalidad y a ninguna familia le afecte más.

    1. Ante la circunstancia que está pasando, actualmente, es importante tener en cuenta el impacto que está generando el COVID-19. En la Educación es un factor que influye a los estudiantes en varios aspectos emocionales, sociales y familiares. Por tanto es importante tener en cuenta que debido a la pandemia, se ha generado el incremento de problemas intrafamiliares, por ejemplo la falta de interés en la escuela debido al encierro que se ha implementado por salud, así como podría ser el mismo contagio de algún familiar o de alguna enfermedad como la depresión ante lo que está sucediendo.
      Por otra parte, está el lado político y económico que está afectando a los alumnos, el no tener empleos, genera escases en su hogar y crea dificultades en la falta de recursos, como lo es no contar con una computadora y el uso de internet, que para la mayoría de los estudiantes es una problemática para cursar el año escolar. El sistema educativo implementa la estrategia para que los docentes intervengan e impartan con el uso de medios tecnológicos, las clases a distancia, aunque para algunos alumnos implique un reto el adaptarse a esta nueva modalidad de aprendizaje la cual puede tener límites y desafíos. En donde debe intervenir el apoyo y el papel que ejerce el padre de familia, siendo esté un complemento para el maestro, ya que entre ambas partes, se creará la formación de sus hijos tomando en cuenta las modificaciones a su nuevo estilo de vida. Por lo tanto en general la sociedad debe ser consiente con lo que se está viviendo y será algo que quedará marcado para todos, por ello hay que reflexionar de forma positiva para un futuro mejor.

  35. El COVID-19, llego y afecto a muchas personas, la educación es difícil en casa, ya que no todos tienen la misma manera de sobre vivir, no todos tienen computadoras, Internet, televisión, y sin embargo todo se entrega por ese medio, es igual una pena que mucha gente esta mal económicamente, ya que a muchos despidieron, o sus trabajos cerraron o quebraron por la misma situación, tienen familia, hijos que tienen que alimentar y es mas difícil para las personas que salen a trabajar, para llevarles un plato de comida a su familia, es muy difícil esta situación, es triste ver como muchas personas murieron por este virus y siguen muriendo mas, no estábamos preparados para una endemia de este tamaño, muchos niños no están estudiando en casa, o sufren de maltrato por los padres de familia que no tienen la paciencia para los niños.
    muchas personas no creen en este virus y por lo mismo salen, visitan a sus familiares y no ayudan a evitar mas contagios, no se ponen a ver por las personas afectadas, y mas si son niños, tengamos un poco de conciencia con la humanidad, con nuestros familiares, apoyemos a las personas que no pueden salir, o necesitan alimentos.

  36. Sin duda alguna esta pandemia nos ha dejado grandes aprendizajes. Ha sido una situación que se ha tomado por sorpresa no solo a México sino a nivel mundial, sin embargo considero que esta reflexión ha tomado puntos importantes, uno de ellos es que no existe realmente los recursos y herramientas necesarios para llevar la escuela hacía los hogares y debido a esto lleva a un gran desbalance emocional, ya que los padres no solo lidian con la crisis económica, de igual forma tienen que pensar en cómo sus hijos realicen las actividades para no afectarlos en el área académico. Considero que desde un momento debió de tomarse grandes cambios a nivel nacional para que como estudiantes nos sigamos preparando académicamente y no nos afecte a nivel emocional.

  37. La reflexión presentada es muy cierta ya que actualmente la población somos muy ignorante en comprender la gravedad de esta enfermedad, es por eso que debemos informarnos y con cosas oficiales con no temas amarillistas que solo ocasionan pánico en nuestras ideas,la econonomia de nuestro país esta muy por debajo en otros países y es por eso que las personas que viven al día y trabajan por tener un negocio estable, son los que están siendo mas afectados, y en cuanto a la educación de nuestro país debemos de ser cocientes que debemos se seguir educando a nuestros futuros cuidadados y los padres de familia deben ser cocientes de que esta pandemia no puede poner el pausa.
    jennifer aguila ruiz

  38. Ante la situación que vive el país hoy en día ante esta cuarentena en medio de un curso escolar es aquí donde verdaderamente los padres de familia se pueden dar cuenta de que es lo que no están haciendo bien en casa en cuanto a las actitudes, modales, valores y muchos aspectos mas que ven en sus hijos en este tiempo que pasan en casa, que no es que los maestros les llamen la atención a sus hijos nada más por hacerlo o porque según el niño al maestro no le caigo bien, se ensaño conmigo o infinidad de pretextos que los niños les inventan a sus padres solo para encubrir sus acciones. En este tiempo donde los padres ya no saben que mas hacer con sus hijos porque no les han dedicaban el tiempo necesario antes ya sea por trabajo o por que no saben que hacer con ellos ahora entienden un poco o son empáticos con las docentes y maestros que día con día están conviviendo con hasta casi 40 alumnos en una sola aula. De igual forma podemos ver como alumnos la importancia de asistir a una escuela ya que de cierto modo es un espacio en el que vas a distraerte de tu casa, donde convives con tus amigos, donde puedes hacer actividades que comúnmente no se hacen en casa o con sus padres. Los padres de familia y los alumnos tenemos que darnos cuenta del gran esfuerzo y dedicación que las docentes y los maestros brindan ya que es algo que a ellos les nace, que dedican su tiempo para que nosotros seamos grandes personas en un futuro y le demos ese cambio a la sociedad en el cual aun piensan que algunas escuelas es como una guardería en donde se deja a los niños ciertas horas para no tener que lidiar con sus hijos.

  39. Ante la circunstancia que está pasando, actualmente, es importante tener en cuenta el impacto que está generando el COVID-19. En la educación es un factor que influye a los estudiantes en varios aspectos emociones, sociales y familiares. Por tanto es importante tener en cuenta que debido a la pandemia, se ha generado el incremento de problemas intrafamiliares, por ejemplo la falta de interés en la escuela debido al encierro que se ha implementado por salud, así como podría ser el mismo contagio de algún familiar o de alguna enfermedad como la depresión ante lo que está sucediendo.
    Por otra parte, está el lado político y económico que está afectando a los alumnos, el no tener empleos, genera escasez en su hogar y crea dificultades en la falta de recursos, como lo es no contar con una computadora y el uso de internet, que para la mayoría de los estudiantes es una problemática para cursar el año escolar. El sistema educativo implementa la estrategia para que los docentes intervengan e impartan con el uso de medios tecnológicos, las clases a distancia, aunque para unos alumnos implique un reto el adaptarse a esta nueva modalidad de aprendizaje la cual puede tener limites y desafíos. En donde debe intervenir el apoyo y el papel que ejerce el padre de familia, siendo esté un complemento para el maestro, ya que entre ambas partes, se creerá la formación de sus hijos tomando en cuenta las modificaciones a su nuevo estilo de vida. Por lo tanto en general la sociedad debe ser consciente con lo que se está viviendo y será algo que quedará marcado para todos, por ello hay que reflexionar de forma positiva para un futuro mejor.

  40. Definitivamente el mundo está viviendo tiempos difíciles debido a la llegada del Covid-19, una enfermedad que ha llegado sin previo aviso y que nos afecta a todos los seres humanos, quienes nos hemos visto obligados a cambiar nuestro modo de vida para protegernos y permanecer seguros. El sector educativo es uno de los que también se han visto bastante desfavorecidos, todas las escuelas fueron cerradas y el hogar se volvió el centro de aprendizaje, donde profesores y alumnos comunicante han podido mantener comunicación mediante el uso de la tecnología y el Internet para no interrumpir la enseñanza y el aprendizaje. Los docentes, los alumnos y las familias se enfrentan a un gran reto, será muy difícil regresar la escuela a la normalidad, pero es algo que será posible con el compromiso y esfuerzo de todos.

  41. La pandemia del covid-19 que se presente en la actualidad a causado gran controversia en el sociedad desde el ámbito educativo, económico y político, es una enfermedad la cual no se creí que sacaría a la sociedad de su sona de confort. En el ámbito educativo se tuvieron que realizar diversas estrategias para que los alumnos continuarán recibiendo desde casa la educación pertinente, para muchos alumnos, adaptarse a esta nueva forma de enseñanza fue un reto, incluso para los mismos docentes, los maestros nos encontramos en en un gran reto de enseñanza para nuestros alumnos creando estrategias de aprendizaje tomando en cuenta las necesidades de los alumnos, los cuales de cierta forma solos no podremos responder a las necesidades de aprendizaje, si no que necitamos el apoyo y el compromiso de padres de familia para lograr un mejor avance.

  42. Sabemos que esta situación no era prevista en los planes del mundo, sin embargo esto no fue motivo para poner una pausa o alto en la educación, en los trabajos etc. Porque si bien es un riesgo para la salud de miles de mexicanos igual se vio afectada la economía y los ingresos de otros miles de casas. Es de aplaudirse, que todos aquellos que tienen un cargo en la educación fueron responsables y comprensivos, siguieron la continuidad de la educación pero ahora desde casa, esto fue un factor favorable y desfavorable, porque así como hay personas que tienen los recursos hay otra parte de las familias que no lo tienen. Si en clases presenciales se sabía que sufrían los niños de maltratos, de situaciones de riesgo y el apoyo e interés de los padres por esa educación de sus hijos era un cero a la izquierda, ahora con el modelo de educación en casa es de esperarse que una gran parte de niños no puedan seguir con una buena calidad. De igual manera influyen otros puntos que hacen aún más difícil este seguimiento, y así como se aplauden ciertas acciones buenas, es claro que también se verá afectada la educación, economía etc.

  43. Es claro que la llegada del COVID-19 vino a hacer más evidente las carencias en diversos sectores como la salud y la educación, la cual en este momento se puede considerar como un privilegio que gozan las personas que tienen acceso a las herramientas tecnológicas, dejando más hasta el final del camino a la población de comunidades de escasos recursos. Creo que con la situación que se está viviendo actualmente el sistema educativo debe de repensar en las metodologías y estrategias que sean más factibles para la educación de los millones de alumnos de todos los niveles escolares. Este excelente artículo nos da una visión más amplia de todos los retos que está implicando continuar con el ciclo escolar a distancia

  44. La pandemia del covid-19 que se presente en la actualidad a causado gran controversia en el sociedad desde el ámbito educativo, económico y político, es una enfermedad la cual no se creí que sacaría a la sociedad de su sona de confort. En el ámbito educativo se tuvieron que realizar diversas estrategias para que los alumnos continuarán recibiendo desde casa la educación pertinente, para muchos alumnos, adaptarse a esta nueva forma de enseñanza fue un reto.

  45. La pandemia del Covid-19 tiene con una gran angustia a la sociedad y una de las cosas más afectadas ha sido el sector educativo, debido a que ha sufrido diversos cambios, afectando a toda la comunidad escolar (docentes, alumnos y padres de familia) que consideran que están trabajando más de los habitual, a consecuencia de que para muchos docentes ha sido un reto el dar clases de manera virtual con sistemas que no dominan, así mismo muchos estudiantes no cuentan con la tecnología, el espacio ni el ambiente necesario para poder cumplir con sus expectativas académicas e incluso a los padres de familia les está costando mucho esfuerzo dedicarle tiempo y supervisar que los educandos estén recibiendo la educación pertinente y sobretodo que estén realizando las tareas solicitadas por los docentes. Sin duda alguna la educación, más que nunca, tendrá que impulsar la resiliencia ante estos escenarios de adversidad.

  46. Excelente articulo, sin duda nos hace reflexionar de nuestra realidad, sobre todo la educación y como el gobierno esta abordando la pandemia.

  47. La educación es un derecho de todos los niños, niñas y adolescentes independientemente de la contingencia de COVID-19. Las escuelas están cerradas, los maestros y maestras han tenido que cambiar sus clases presenciales a una modalidad en línea, y niñas, niños y adolescentes están en casa realizando sus tareas y actividades escolares. La educación es una forma de brindar estabilidad y seguridad a la niñez ya que ayuda a implementar una rutina, a utilizar su tiempo de forma productiva y así afrontar el trauma, el estrés y el miedo que pueden estar sintiendo a causa de la pandemia.Por eso es muy importante que los niños, niñas y adolescentes puedan seguir estudiando y aprendiendo desde casa, de lo contrario podría darse el caso que olviden algunas cosas que han aprendido. La escuela, como está resultando aparatosamente visible estos días, no sólo se ocupa de impartir o promover aprendizajes. También y antes que nada, la escuela les ofrece a millones de niños y niñas alimentación, así como un conjunto de horas en un espacio seguro que contribuye a organizar y estructurar la vida regular de las familias. Los costos más importantes que plantea el cierre de planteles escolares para amplísimos segmentos de la población mexicana son dos. Primero, la interrupción del acceso al desayuno escolar mismo que, para millones de niños, constituye el único o el más importante alimento del día. Segundo, la suspensión de clases y la transición a ‘la escuela en casa’ en el contexto del distanciamiento social y la contracción económica, está imponiéndole a las familias –en especial, a las madres– nuevas tareas y mayores restricciones temporales para hacerle frente a sus ineludibles obligaciones laborales. Esto último, muy probablemente, está tensando ya y seguramente irá tensando cada vez más la convivencia al interior de los hogares abriendo, con ello, espacios crecientes para la violencia doméstica en contra de las mujeres, los niños y los jóvenes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *